Qué sucede cuando el amor se acaba

Señales de cuando el amor se acaba

En todas las relaciones amorosas pueden vivirse etapas positivas así como negativas, a pesar de que en un principio todo puede parecer maravilloso. Sin embargo, ¿qué sucede cuando el amor se acaba? ¿Existen señales para detectar cuando esto sucede? La respuesta a esta pregunta, es que sí. Hoy, te hablaremos de lo que suele suceder cuando el amor desaparece.

Señales de que el amor se acaba

Aparece el desinterés

Comenzamos esta lista, con algo que suele ser bastante común en aquellas relaciones en donde el amor se acabó. Cuando sientes que la rutina se ha apoderado de tu vida, y ya no ves a tu pareja de la misma manera, el desinterés no tardará mucho en hacerse sentir.

Esto como consecuencia, hará que en la relación se perciba bastante apatía y falta de afecto. Lo cual es natural, pues ya no sentirás el deseo de dar o recibir cariño o atenciones por parte de tu pareja. En caso de que el sentimiento sea mutuo, puede producirse un distanciamiento, que traerá como resultado, la ruptura amorosa.

Si tienes una pareja y notas desinterés en la relación, es oportuno buscar conversar al respecto. Ya que, dejar pasar estos pequeños detalles puede hacer las cosas mucho más difíciles a largo plazo.

No se tolera la presencia de la pareja

Cuando el amor se acaba, pareciera que todo lo que hace tu pareja te desagrada. Esto como consecuencia, traerá constantes discusiones y situaciones incómodas en la relación. En algunos casos, puede ser tan intenso este sentimiento, que solo estar cerca de tu pareja podrá parecerte irritante.

Incluso, es probable que empieces a notar ‘defectos’ en tu pareja, de los cuales antes no te habías percatado. Si esto no se trata de una manera apropiada, bien sea conversándolo, así como acudiendo con un terapeuta de pareja, la relación podría terminar siendo tóxica para ambos.

Nunca hay tiempo para la relación

Este es otro factor bastante común que se presenta cuando el amor se acaba en una relación. Cuando tu pareja deja  de ser una prioridad para ti, pareciera que ya no tienes tiempo para la relación. El trabajo parece más consumidor, los compromisos mayores, y la agenda más ajustada. Sin embargo, estos son mecanismos que suelen crearse para ir tomando distancia.

A pesar de que en algunos casos realmente los compromisos si pueden crear barreras en las relaciones, es importante discernir. Ya que, la apatía en una relación, así como los demás factores que indican que el amor se acabó, no aparecen repentinamente. Así que, procura analizar con detenimiento lo que realmente puede estar sucediendo con tu vida y tu relación.

Aparecen las infidelidades

Infidelidad en la pareja

En la actualidad, se han dejado de lado muchos tabúes. Ante lo cual, para muchas personas resulta fácil buscar en alguien más aquello que no se encuentra en la pareja. De esta manera, la infidelidad suele ser bastante común en estos tiempos. Especialmente, en las relaciones que se encuentran estancadas, o en donde el amor se ha acabado.

Si sientes que estás pasando por una situación similar, no traiciones la confianza de tu pareja a través de una infidelidad. Procura aclarar las cosas, intentando agotar todos los mecanismos posibles para arreglar la situación. En caso de que la misma no tenga reparo, lo mejor es optar por una separación en buenos términos.

¿Qué se puede hacer cuando el amor se acaba?

Cuando el amor se acaba, no debería darse todo por perdido de inmediato. A veces, algunos sentimientos pueden encontrarse latentes, siendo posible avivarlos a través de experiencias nuevas. Estas son algunas cosas que puedes hacer para intentar salvar tu relación, si sientes que el amor se acabó.

Comunícate con tu pareja

Tal como se mencionó antes, es fundamental que tanto tú como tu pareja sean sinceros. Por lo cual, es recomendable que conversen con madurez sobre el tema, y evalúen todas las opciones. Intenta ponerte en su lugar, y evalúa sí lo mejor es luchar por la relación, o cerrar este ciclo. Lo ideal, sería que ambas partes estuvieran conformes con la decisión que se tome.

Intenta revivir la llama

Revivir llama del amor en pareja

Si tú y tu pareja han decidido luchar por rescatar la relación, vivir nuevas experiencias es fundamental. Deja las rutinas a un lado, y atrévete a vivir a disfrutar junto a tu pareja, de nuevas vivencias que puedan darle un rumbo distinto a la relación. Planear unas vacaciones y conocer nuevos lugares, puede ser una excelente alternativa.

Solicita ayuda de un profesional

La terapia de pareja, puede ser una alternativa ideal para saber si lo más saludable emocionalmente es continuar con la relación o separarse. Así que, no dudes en comunicarte con tu pareja sobre esta idea. Ya que, la ayuda y orientación de un profesional con experiencia en el área, puede resultar determinante para tu relación.

Aunque el amor se acabe termina la relación de una manera sana

Si ya se han agotado todos los mecanismos, y parece que la relación no tiene ningún remedio, lo más sano es aceptarlo con madurez. Siendo lo ideal al momento de una separación, que ambas partes estén de acuerdo en dejar todo atrás. Incluso, cuando todo sale bien, existen casos en donde las parejas tras haberse separado, suelen llevar buenas relaciones amistosas.

Recuerda que una relación depende de la voluntad, amar no es una obligación

El amor por voluntad no por obligación

Si te encuentras en una situación en donde tu pareja ha tomado la decisión de dejar la relación y te cuesta asimilarlo, procura ver las cosas desde su punto de vista. Ten presente que tu pareja no te pertenece. Además, el amor es un sentimiento que nace espontáneamente. Y lo que suceda con el mismo, dependerá exclusivamente de la manera en que lleves tu relación.

Por lo cual, si tu pareja está contigo es porque tiene la voluntad de hacerlo. Sin embargo, es libre de irse cuando así lo desee, ya que amar no es una obligación. Así que, cuando decida que ha llegado el momento de marcharse, lo mejor que puedes hacer es aceptarlo. Ya que, depender emocionalmente de otra persona, puede ser bastante tóxico en una relación.

SÉ EL PRIMERO EN COMENTAR

Dejar un comentario

Tu dirección de correo no será publicada.


*