Situaciones que indican que necesitamos ir a un psicólogo

Elegir psicólogo para problemas personales

Existen ciertas situaciones que te indican que necesitas ayuda de un psicólogo, para afrontar ciertos aspectos de tu vida; son situaciones que van empeorando con el tiempo y en las que aumenta la insatisfacción personal. Hay muchos momentos en la vida que necesitamos de un psicólogo, pero, ¿cómo saberlo?

 

Los problemas interfieren en tu vida cotidiana

Cuando hay problemas que persisten en el tiempo e interfieren en los demás ámbitos de tu vida, como el trabajo, los estudios, la familia, las relaciones de pareja, etc. De manera que ya no sientes entusiasmo por lo que te gusta hacer, evitas la interacción con los que te rodean o simplemente te das cuenta de que siempre estás dándole vueltas a lo mismo, y eso no te permite disfrutar de nada.

Son problemas que has intentado abordar una y otra vez, has procurado apartarlos de tu mente y hacer como si ya no estuvieran, pero en determinadas situaciones acaban apareciendo, interfiriendo en asuntos importantes para ti, no dejándote avanzar.

Soluciones desesperadas

Todo lo que has intentado por solucionar los problemas no ha servido de nada, e incluso ha empeorado las cosas, por lo que solo has conseguido obtener una mayor frustración e impotencia.

Al principio si nos encontramos decaídos o demasiado ansiosos y estresados, lo normal es intentar darle solución mediante los medios y los recursos de los que disponemos, hablando con personas de confianza, cambiando hábitos de conducta, comprender lo que sucede, etc. Si estas estrategias no han funcionado es importante acudir a un psicólogo cuanto antes para que te ayude a ver otras perspectivas, encontrar otros enfoques y proporcionarte los recursos que te faltan para afrontar dicha situación.

Falta de apoyo para tus problemas

Sientes falta de apoyo

Si ante tus familiares, pareja y relaciones sociales te sientes solo, sin apoyo, porque esas personas no han podido comprenderte, y puede que estén cansadas de que les comentes siempre lo mismo. Es habitual que se sientan desbordadas con tu problema y tiendan a evitarte. El psicólogo es quien te va a poder ofrecer una escucha activa, comprensión y orientación con el problema que arrastras.

Hay situaciones que aunque tengamos un apoyo externo, no servirá de mucho si nosotros mismos nos encontramos cerrados, apáticos y con falta de motivación para emprender nuestro propio camino.

Atiende a tu entorno

Si las personas de confianza que se preocupan por ti te dan indicaciones del cambio que estás experimentando, de que te ven peor que antes, y te ofrecen su ayuda para hablar y desahogarte. Es posible que estés intentando desconectar de lo que te causa malestar como una estrategia de supervivencia, y ni tú mismo te das cuenta de lo que te está causando el reprimir lo que necesitas exteriorizar y sanar.

Por falta de recursos reaccionamos ante diversas situaciones con la evitación; nos autoengañamos y rechazamos cualquier tipo de ayuda, hacemos oídos sordos, y las personas que se encuentran a nuestro al rededor son quienes mejor pueden ver nuestro autoengaño. Si atendemos a lo que nos están indicando y hacemos el esfuerzo de reconocer lo que nos sucede, estaremos en disposición de trabajar en adquirir los recursos necesarios a través de la psicología para afrontar todo lo que está causando conflicto en nuestras vidas y estamos evitando.

 Sentirse solo atender al entorno

Adicciones y hábitos poco saludables

Te centras en algo concreto como distracción para dejar de sentir malestar, y es cuando comienzan las adicciones al juego, las drogas y sustancias peligrosas; también pueden ser adicciones al sexo o cualquier hábito que sea compulsivo y genere un deterioro para la salud. Esto añade más problemas y no resuelve el principal que ha dado lugar a la adicción y los hábitos poco saludables.

Todas estas señales son algunas de las que hay que prestar atención, ya que son indicativas de que necesitas ayuda por parte de un psicólogo. Existen profesionales de la psicología como psicólogos en Valencia que te ofrecen un especial compromiso y dedicación, para darte la orientación más adecuada que se ajuste a tu problema.

Tiene una importancia muy relevante el hecho de no dejar pasar mucho tiempo antes de acudir al psicólogo, el tiempo en estos casos es fundamental para que empeoren las circunstancias, se agraven los síntomas y se añadan nuevos problemas; a lo que si se trata de un principio puede evitar situaciones de peligro, sufrimiento y profundo malestar innecesario.

Sobre Rafa Aragón 260 Artículos
Autor/Redactor del blog Psiqueviva. Psicólogo y sexólogo con número de colegiado: AO09281. Ilusionado por transmitir conocimientos sobre psicología, así como de promover hábitos saludables a través de las ciencias de la salud en general. Colaborador articulista en páginas como E- ciencia, La mente es maravillosa y marketing4ecommerce.

1 Trackback / Pingback

  1. Marketing para psicólogos - El Poder de la Mente El Poder de la Mente

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*