Claves para evitar la dependencia emocional

Dependencia emocional

La dependencia emocional es mucho más común de lo que imaginamos, especialmente dentro de las relaciones de parejas. Evitar depender emocionalmente de los demás, nos permitirá tener una vida y relaciones más saludables, con auténtica felicidad. Por tal motivo, hoy te hablaremos sobre algunas claves para evitar la dependencia emocional y sentirte bien contigo mismo.

Cómo evitar la dependencia emocional

1. Procura amar sin apegos

Esta es la primera y una de las claves principales para evitar la dependencia emocional. Amar muchas veces puede resultar complejo, porque si no lo hacemos de manera sana pueden aparecer los apegos emocionales y otras conductas que pueden traer consigo una relación tóxica.

Es importante tener claro que las personas no nos pertenecen. Si alguien está a nuestro lado, es porque tiene la voluntad de hacerlo. Sin embargo, no podemos obligar a las personas a quedarse en nuestras vidas cuando ya no deseen hacerlo. Esta es la base fundamental para poder amar de forma saludable, y también para poder amarnos a nosotros mismos.

Procura amar de manera libre, y ten en cuenta que en muchos aspectos la vida es un proceso individual. Quien te ama hoy puede no hacerlo mañana, y sí decide irse en algún momento, debes tener la madurez suficiente para aceptarlo y superar la pérdida sin que tu centro emocional se vea afectado.

2. Trabaja en mejorar tu autoestima

Trabajar en nosotros mismos, especialmente en mejorar nuestra autoestima resulta otra excelente clave para evitar la dependencia emocional. En la medida que nos queramos más nosotros mismos, también podremos querer más a los demás, pues solo podremos ofrecer aquellas cosas que ya hemos cultivado dentro de nosotros.

Dependencia emocional y autoestima

Una excelente forma de mejorar nuestra autoestima, puede ser el hecho de invertir tiempo en cosas que nos gusten y contribuyan a nuestro desarrollo personal. Realizar algunas de las actividades que te mencionaremos a continuación, pueden contribuir a que te sientas mejor contigo mismo:

  • Ir al gimnasio.
  • Ejercitarte a diario.
  • Frecuentar lugares que te gusten.
  • Prepararte tus comidas favoritas.
  • Comprar ropa y accesorios que te gusten.

Si nos amamos lo suficiente, podremos brindar un amor sano a los demás, lo mismo sucede con la felicidad y otras emociones positivas. Recuerda que nadie puede dar lo que no tiene, y para brindar bienestar a los demás, primero tenemos que sentirnos bien nosotros mismos. Así que, enfócate en ti, en mimarte y en invertir el tiempo de tu día a día de la manera más sabia.

3. No tengas miedo en ser tú mismo

A pesar de que no está del todo mal someter la voluntad de vez en cuando para evitar un conflicto innecesario, esto no debe convertirse en un hábito. Muchas veces por miedo a las confrontaciones o por querer hacer sentir bien siempre a los demás, podemos adoptar conductas demasiado complacientes en donde se nos olvida decir la palabra ‘no’ o decidir por nosotros mismos.

Trabajar en tu autonomía es una de las claves para evitar la dependencia emocional más importantes. Si no estás de acuerdo con algo o no quieres hacer alguna cosa en específico estás en todo tu derecho de decir ‘no’. Recuerda que ante todo, lo principal es que procures siempre sentirte bien contigo mismo, tanto con las decisiones que tomes, como con las cosas que hagas.

4. Aprende a disfrutar de la soledad

Ya casi concluyendo con algunas de las claves para evitar la dependencia emocional, traemos una de suma importancia: disfrutar nuestro tiempo a solas. Muchas veces por huir de la soledad o del vacío que podemos sentir al encontrarnos solos, somos capaces de buscar situaciones o personas con quienes no somos felices.

Sin embargo, esto lejos de originarnos bienestar, solo puede traer cosas tóxicas a nuestras vidas. La soledad puede ser mucho más positiva de los que muchos piensan, pues estando a solas podemos conocernos mejor.

Además, al encontrarnos solos también podemos aprovechar el tiempo al máximo para dedicarlo a realizar actividades que nos gusten, nos llenen y nos hagan crecer como personas. Así que, procura verle el lado positivo a la soledad, e invierte tu tiempo a solas de la mejor manera, enfocándote en realizar actividades que te hagan feliz y te hagan ser cada vez la mejor versión de ti mismo.

De esa manera, podrás aprender a estar feliz únicamente con tu compañía, y la compañía de los demás se convertirá en un complemento para tu felicidad. Sin resultar algo indispensable para que seas feliz.

5. No intentes revivir hechos del pasado

La vida es un continuo aprendizaje, y todas las experiencias positivas o negativas que nos suceden traen consigo aprendizajes. Es importante tener claro esto para comenzar a dejar ‘fluir’ las experiencias que vivimos y no intentar aferrarnos a ellas. Recordemos que la vida es un ‘presente’ continuo, y que vivir anclados al pasado o con expectativas de un futuro incierto, tan solo nos traerá desequilibrios emocionales.

Además, atarnos al pasado o volver atrás después de tomar una decisión difícil, tan solo hará que nos estanquemos y creemos dependencia emocional. Si ya has dado un paso al frente para dejar atrás aquello que ya no le hace bien a tu vida, es momento de que te mantengas firme y saques el máximo aprendizaje de la experiencia vivida.

6. Evita crear expectativas en los demás

Por último y para concluir con esta lista de claves para evitar la dependencia emocional, es importante librarnos a toda costa de crear expectativas en los demás. Cuando creamos expectativas solemos idealizar, siendo bastante peligroso para nuestras emociones vivir con la imagen irreal de alguien a quien hemos idealizado.

Expectativas y dependencia emocional

Esto no solo distorsiona la real apreciación que podemos tener de los demás, también puede crear en nosotros apegos y otros síntomas propios de la dependencia emocional. Así que, procura aceptar tal como son a todos aquellas personas que aparecen en tu vida, y no intentes cambiarlas ni mucho menos idealizarlas.

Con estas claves para evitar la dependencia emocional, podrás vivir de manera más tranquila

Como se ha mencionado antes, la dependencia emocional además de traer desequilibrio a nuestras vidas, puede llegar a estancarnos. Procura tener en cuenta algunos de los consejos mencionados antes, y cultiva primero en ti aquellas cosas que quieres ofrecer a los demás.

Por otro lado, en caso de que estés viviendo un caso de dependencia emocional y no encuentres solución a tu problema, también puedes solicitar ayuda profesional. Acude con un psicólogo o terapeuta debidamente capacitado, que sea capaz de orientarte y brindarte las herramientas necesarias para librarte de los apegos y amarte cada vez más a ti mismo.

SÉ EL PRIMERO EN COMENTAR

Dejar un comentario

Tu dirección de correo no será publicada.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.