Depresión en el embarazo

Depresión en el embarazo

La depresión en el embarazo es una problemática más común de la que imaginamos. Ya que el proceso del embarazo puede ser traumático para muchas mujeres. Esta experiencia es distinta para cada mujer y sus complicaciones pueden depender de muchos factores. Una de las consecuencias puede ser la depresión, veremos por qué se produce este fenómeno y su relación con el embarazo. 

Para muchas mujeres, el embarazo es una etapa muy hermosa y deseada, para algunas, este transcurre de forma tranquila, sin náuseas ni ningún otro tipo de malestar que suele presentarse durante el embarazo, sin embargo, otras sí pueden llegar a sufrir las distintas molestias, como dolores de espalda, diabetes gestacional, náuseas, dolor de cabeza, e incluso depresión.

Aunque muchos no lo crean, la depresión en el embarazo es más frecuente de lo que se cree, y a pesar de que la mujer en estado haya planificado su embarazo y sintiera gran emoción ante el mismo, puede llegar a presentar un cuadro depresivo, es precisamente por esta razón que a continuación queremos aclarar algunos aspectos relacionados a la depresión en el embarazo.

¿Qué es la depresión en el embarazo?

La depresión en el embarazo es un trastorno que puede darse en algunas mujeres mientras están embarazadas, este tipo de depresión puede originarse por distintos motivos, asimismo, puede representar un gran riesgo tanto en la futura madre como en el bebé que se está desarrollando, pues la depresión puede perjudicar la estabilidad del embarazo.

Por este motivo, es de suma importancia que la madre reconozca los síntomas de la depresión en el embarazo para que pueda buscar ayuda profesional rápidamente y así comenzar un tratamiento lo más pronto posible a fin de evitar cualquier riesgo para ella y su bebé.

¿Cuáles son los síntomas de la depresión en el embarazo?

Como cualquier depresión, la depresión en el embarazo puede causar en la persona afectada un gran sentimiento de tristeza, soledad y vacío. La mujer que se encuentre en cinta y tenga depresión, puede sentir que no será buena madre, sentirse inútil de cualquier forma y también culpable.

Madre embarazada

En estos casos, las mujeres suelen dejar de lado las actividades que antes realizaban con frecuencia, pues ya no las disfrutan, además, pueden cambiar sus hábitos alimenticios, así como las cantidades de alimentos que consumen. Otros síntoma son las ganas de llorar frecuentes, desinterés, aislamiento, desesperanza, dificultad para conciliar el sueño, o por el contrario, se duerme más de lo normal, ansiedad, irritabilidad y poca concentración.

Asimismo, las embarazadas afectadas por la depresión pueden sufrir de dolores de cabeza frecuentes, problemas digestivos, sensación de cansancio y falta de energía en todo momento, incluso después de haber dormido toda la noche, y demás síntomas. En cualquier caso, es de vital importancia que en caso de sospechar una depresión en el embarazo, se busque ayuda inmediata.

¿Por qué se produce la depresión en el embarazo?

Como bien se señaló anteriormente, la depresión en el embarazo puede ser causada por distintos motivos, uno de ellos puede ser por el cambio hormonal que se sufre durante el embarazo y por el cambio de algunas sustancias químicas en el cerebro. Además, hay más probabilidades de que una mujer que tenga un embarazo no planeado tenga depresión durante el mismo.

Del mismo modo sucede con las mujeres que no tienen una pareja estable o una situación económica estable, si han sufrido la pérdida de un ser querido recientemente, una ruptura amorosa, si tienen problemas familiares o de pareja, si antes han tenido depresión y demás.

La depresión en el embarazo es más propensa a darse en mujeres que han sufrido abortos espontáneos, asimismo, aquellas que hayan tenido depresión postparto, también tienen mayores probabilidades de sufrir depresión durante el embarazo.

Cuando la futura madre no siente el apoyo de nadie mientras atraviesa esta etapa de su vida, puede sentirse muy sola, lo que causaría depresión, por ello es necesario que los familiares, amigos, y sobretodo la pareja, demuestren su apoyo y le ayuden que su embarazo sea más placentero.

Otras situaciones estresantes como violencia doméstica, desempleo, un familiar enfermo, abstinencia en caso de que la madre consumiera alguna droga antes del embarazo, pueden ser el desencadenante de una depresión.

¿De qué forma afecta al bebé y cuál es el tratamiento de la depresión en el embarazo?

Anteriormente indicamos que la depresión en el embarazo puede representar un riesgo tanto para la madre como para el bebé, esto se debe a que la madre al sentirse deprimida, sin ánimos de vivir, puede tener pensamientos que involucran el autolesionarse,  e inclusive el suicidio, lo que inevitablemente supondría la muerte del bebé también.

Además de esto, los bebés que se hayan desarrollado en el útero de una madre con depresión en el embarazo, tienden a nacer de forma prematura y bajos de peso, también es probable que sean más irritables y susceptibles que otros bebés.

En caso de que la madre embarazada sospeche que sufre depresión, reiteramos, es de gran importancia que se dirija a un centro médico en busca de ayuda lo más pronto posible, ya que puede comenzar un tratamiento para la depresión que le permitirá sobrellevar mejor el embarazo y protegerse a sí misma y a su bebé.

El tratamiento consiste en antidepresivos prescritos por el médico, ya que este indicará cuáles serán los más adecuados para no afectar al bebé, también psicoterapias y grupos de apoyo son recomendados como parte del tratamiento.

¿Se puede evitar la depresión en el embarazo?

La depresión no es algo que se decida o no tener, por lo que puede afectar a cualquier persona, es por ello es que en realidad no podemos asegurar que siguiendo una serie de procedimientos se puede evitar la depresión en el embarazo, sin embargo, hay algunas actividades que se pueden realizar para sobrellevar mejor este trastorno en caso de que se presente.

Practicar algún deporte, hacer ejercicio y cualquier otra actividad física reduce las probabilidades de sufrir depresión, también puede ser de gran ayuda una dieta balanceada y evitar cualquier situación estresante.

Lamentablemente, muchas mujeres no aceptan que tienen depresión en el embarazo por miedo a ser juzgadas, no obstante, como ya lo señalamos anteriormente, es estrictamente fundamental acudir a un especialista cuando se sospeche de sufrir depresión, ya que así se podrá garantizar el correcto manejo de este trastorno, así como un embarazo tranquilo y el buen desarrollo del bebé

Sobre Rafa Aragón 260 Artículos
Autor/Redactor del blog Psiqueviva. Psicólogo y sexólogo con número de colegiado: AO09281. Ilusionado por transmitir conocimientos sobre psicología, así como de promover hábitos saludables a través de las ciencias de la salud en general. Colaborador articulista en páginas como E- ciencia, La mente es maravillosa y marketing4ecommerce.

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*