Anorgasmia femenina, inhibición del orgasmo

Mujer con anorgasmia, dificultad para llegar al orgasmo

Mujer con anorgasmia, dificultad para llegar al orgasmo

La anorgasmia femenina es una de las disfunciones sexuales más comunes en las mujeres. Se trata de una inhibición del orgasmo, de forma que no se siente ni se percibe aunque haya excitación.

El orgasmo, que se manifiesta como una sensación de placer ante la estimulación sexual, no se experimenta, esto se debe a una desconexión entre el cuerpo y la mente, puesto que el cerebro no percibe lo que está ocurriendo en el cuerpo, de tal modo que el orgasmo no acaba por llegar.

Esta disfunción sexual que es muy común en las mujeres, los hombres también pueden padecerla, pero se registran menos casos, ya que es más difícil de diagnosticar debido a la asociación errónea que existe entre eyaculación y orgasmo.

El ciclo de la respuesta sexual femenina está compuesto por una serie de fases:

Fase de excitación, meseta, orgásmica y de resolución. El matrimonio expertos en sexualidad humana William H. Masters y Virginia E. Jonson hacen la diferenciación entre anorgasmia coital, mujeres que no experimentan orgasmos durante la relación sexual, y anorgasmia fortuita, en las que sí se ha experimentado el orgasmo en alguna ocasión.

Causas de la anorgasmia

Cabe destacar que solo un 5% de las mujeres padece anorgasmia debido a lesiones en la zona genital, o causas orgánicas como el consumo de drogas, fármacos y enfermedades crónicas. El 95% restante es por factores psicológicos.

Los factores psicológicos más frecuentes que están implicados en la anorgasmia son los siguientes:

  • Traumas sexuales del pasado, maltratos, violaciones y experiencias desagradables relacionadas con la sexualidad.
  • Educación rígida, falsos mitos sobre la sexualidad, ideas inculcadas sobre una rigidez sexual que genera culpa y vergüenza.
  • Temor ante un posible embarazo, de no estar siendo lo suficiente buena en la cama o de perder a la pareja; cualquier tipo de temor que se manifieste junto al acto sexual bloquea la respuesta de la líbido imposibilitando la excitación y el placer.
  • Ansiedad ante los problemas de pareja que pueda haber, discusiones frecuentes, maltratos, situaciones estresantes como un embarazo, cambio de domicilio, etc.
  • Falta de compromiso con la pareja debido a sentimientos de culpa asociado a las relaciones sexuales, sensación de abandono y conflictos no resueltos.

Pareja en conflicto

Tratamiento de la anorgasmia

Puesto que la anorgasmia tiene principalmente causas que son psicológicas, esto ayuda a que haya un buen pronóstico para poder tratarla, siempre que la paciente esté comprometida con un profesional especializado y coopere tal como se le indique. La terapia tiene una efectividad bastante elevada, ya que se consigue solucionar un 95% de los casos.

El tratamiento consiste en:

Una buena educación sexual, para eliminar las actitudes negativas y prejuicios que existen acerca de la sexualidad y los mitos sobre el orgasmo.

Existen ejercicios muy adecuados en estos casos para prestar atención al momento íntimo y aprender a concentrarse, hay incluso programas de habilidades sexuales que están orientados a esta disfunción sexual.

Solucionar los conflictos que existan en la relación de pareja, aprender a relacionarse a través de la comunicación.

Tratar este problema a tiempo es importante, puesto que las disfunciones sexuales generan conflictos en la pareja; acrecentando el distanciamiento, la incomodidad, disputas, etc. En muchas parejas este problema repercute a que la relación vaya mal y tomen la precipitada decisión de abandonar la relación, cuando se podría haber solucionado la raíz del conflicto.

 

 

Sobre Rafa Aragón 260 Artículos
Autor/Redactor del blog Psiqueviva. Psicólogo y sexólogo con número de colegiado: AO09281. Ilusionado por transmitir conocimientos sobre psicología, así como de promover hábitos saludables a través de las ciencias de la salud en general. Colaborador articulista en páginas como E- ciencia, La mente es maravillosa y marketing4ecommerce.

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*